• Dom. Ago 14th, 2022

Dominicana integra equipo de la NASA que trabaja en telescopio James Webb

Bycivcmultimedios

Dic 29, 2021

Scarlin Hernández desarrolló los códigos que comandarán el telescopio tras su lanzamiento al espacio

En el apartamento en el que vivía junto a su madre en Brooklyn, Estados Unidos, Scarlin Hernández encontró mientras miraba las estrellas un refugio a la situación de pobreza que la rodeaba. El amor por estos cuerpos celestes y el esfuerzo en sus estudios permitieron que la dominicana se convirtiera en ingeniera de la Administración Nacional de Aeronáutica y el Espacio (NASA) y formara parte de un proyecto que podría ofrecer a la humanidad una vista inédita del universo.

Hernández es ingeniera de naves espaciales y trabaja en el telescopio espacial James Webb, lanzado el pasado 25 diciembre. Su labor consiste en el desarrollo de códigos que forman parte de los sistemas que, desde la Tierra, comandarán y controlarán el telescopio tras el lanzamiento.

El James Webb, una colaboración entre las agencias espaciales de Estados Unidos (NASA), Europa (ESA) y Canadá (CSA), viajará hasta situarse a 1.5 millones de kilómetros de la Tierra, unas cuatro veces más lejos que la Luna.

Desde allí, ofrecerá una vista inédita del universo a longitudes de onda del infrarrojo cercano y el infrarrojo medio, y permitirá a los científicos estudiar una gran variedad de objetos celestes, será capaz de mirar hacia atrás en el tiempo más de 13,500 millones de años para ver las primeras galaxias que nacieron tras el Big Bang.

“Una hispana que creció en la pobreza y el abuso”

Durante el podcast “El Universo Curioso de la NASA”, desarrollado por esa agencia, Hernández narró que salió de la República Dominicana junto a su familia en 1995, cuando contaba con cuatro años. “Mi padre nos abandonó de inmediato”, indicó la joven, al tiempo que manifestó que se encontraba en Brooklyn “sin un lugar al que llamar hogar, sin dinero”.

En medio de preocupaciones por no conocer el idioma y no saber qué comería su familia al día siguiente, Scarlin encuentra en el firmamento un escape. “Miraba por nuestra pequeña ventana a las estrellas y me perdía (…) simplemente sentí que eran mágicas”, recordó. Leer mas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.